blog-babyled

Baby-led weaning: una alimentación a medida para tu bebé

Dejar que el bebé cree su camino hacia una alimentación variada es posible gracias al método de alimentación complementaria baby-led weaning. ¿Lo conoces? ¡Nosotros te explicamos los detalles!

Esta alternativa de alimentación sigue manteniendo la leche materna o la artificial como alimento principal y además, ofrece la posibilidad de introducir los alimentos sólidos a partir de los seis meses de manera más relajada. Para conseguirlo, se analiza si el niño muestra interés por los mismos y se mantiene unas pautas básicas para los alimentos que necesitan un control más exhaustivo.

Para conseguir una adaptación efectiva del bebé a este método de alimentación podemos seguir cuatro pautas básicas de acción:

  • Introduce proteínas y hierro en su dieta: Teniendo en cuenta la capacidad de deglución y la variedad de los alimentos debemos mantener presente una fuente de proteína y hierro en la dieta del bebé.
  • Mantén pautas rígidas en el orden de introducción de alimentos: dejar que tu pequeño decida que alimentos quiere introducir antes a su alimentación habitual será de ayuda para crear una dieta adaptada, siempre teniendo en cuenta las indicaciones del médico en alimentos como la leche de vaca.
  • Incluye alimentos alergizantes des del inicio: Varios estudios han demostrado que no agregar alimentos susceptibles a provocar reacciones alérgicas posibilita que estas alergias aumenten durante su crecimiento. Se recomiendo introducir pequeñas porciones y ver como reacciona a estas.
  • Evita alimentos condimentados o fritos: Los alimentos que contienen especias pueden resultar agresivos al introducirlos, así como los fritos. Se recomienda introducir alimentos más suaves y fáciles de digerir que sirvan únicamente de complemento a las tomas de leche.

Aunque se incluyan estas pautas, y tengas un control riguroso de cómo afectan los alimentos al bebé, esta alimentación complementaria a demanda del bebé debe estar supervisada por el pediatra del niño. ¿Te atreves a dejar que tu bebé os guíe durante su alimentación? ¡Cuéntanos tu experiencia!

Deja un comentario