Cumplir los propósitos del 2019

¿Cuántas veces nos hemos propuesto algo a principio de año?… ¿Y cuántas veces no lo hemos cumplido? A continuación vamos a darte las claves para que ningún propósito se quede sin realizar 🙂

¿Y cómo podemos hacerlo?
Es esencial que cambiemos el enunciado de nuestro propósito. Vamos a reformularlo para que pase de algo que tenemos que hacer, a algo que queremos: en lugar de “quiero dejar de comer alimentos poco sanos” a “quiero tener una alimentación más saludable”. Fácil, ¿no?
El siguiente paso es acotar nuestros objetivos: si planificamos grandes retos es posible que nos desmoralicemos antes. Mejor, pasito a pasito.

No ser inflexible también forma parte de la clave del éxito. Si algún día nos saltamos nuestro propósito, no hay que tirar la toalla. ¿Lo mejor? Decírse a uno mismo que mañana será mejor 😉

Es importante ser conscientes de que nuestros propósitos dependen única y exclusivamente de nosotros mismos. Si focalizamos nuestros progresos o posibles éxitos en terceras personas, es posible que nos frustremos, ya que no podemos controlar a los demàs.

Y por supuesto, tenemos que llenarnos de positividad y de un buen plan de acción. Cuanto más controlado esté nuestro propósito, más posibilidades de llegar a la meta tendremos ¡Seguro!

¿Y cuáles son los vuestros?

¡Mucha suerte con vuestros objetivos para el 2019!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *